Merecemos espacios públicos de calidad

La Empresa Municipal de Vivienda y Suelo (EMVS) está comenzando a tramitar los proyectos de obras para distintas zonas del barrio del Aeropuerto sin tener en cuenta el trabajo ya realizado y recortando al mínimo la inversión necesaria.

Propuestas como la plaza de la calle Pradoluengo o la zona verde central y la gran fuente que la atravesaría quedarían en un cajón, profundizando la desigualdad del barrio del Aeropuerto frente al resto de barrios de Barajas.

Tú puedes ayudar

Difunde esta información entre tus amistades, ¡anímales a participar!

Llama gratis al Ayuntamiento (010) o escribe una reclamación para exigir la ejecución del diseño de los espacios públicos que fue trabajado con la vecindad.

Dirígete a los responsables públicos a través de sus redes sociales usando el hashtag #NuestroCorazónVerde.

Sofía Miranda

Concejala-Presidenta de Barajas

Álvaro González

Concejal de Vivienda Presidente EMVS

Paloma García

Concejala de Obras y Equipamientos

Mariano Fuentes

Concejal de Desarrollo Urbano

Modelo de reclamación

Hemos creado un modelo de reclamación para darte algunas ideas. También puedes adjuntar los documentos que hay en esta página web. Recuerda seleccionar “otro” en el desplegable de materia o asunto del formulario de reclamaciones.

La EMVS está tramitando los proyectos de obras de reurbanización del barrio del Aeropuerto sin tener en consideración el trabajo ya realizado por los vecinos y el personal funcionario del Ayuntamiento de Madrid. Tampoco se ha realizado una asignación económica acorde a las necesidades del barrio, ya que se ha presupuestado únicamente el importe acordado en el marco del Plan Estatal de Vivienda, 1.490.000 €, siendo insuficiente para abarcar la totalidad de las actuaciones de urbanización, como reconoce la propia EMVS. 

El barrio del Aeropuerto necesita completar su proceso de regeneración urbana con reurbanización integral de los espacios públicos, adecuándolos no solo a los requisitos de accesibilidad universal, sino también a criterios de urbanismo sostenible, mediante pavimentos drenantes, redes de pluviales y una mayor superficie ajardinada. La calidad de la urbanización debe adecuarse al resultado de las obras de rehabilitación realizadas por las comunidades de propietarios y en las que el Ayuntamiento de Madrid ha aportado una parte significativa de la inversión.

Por estos motivos, solicito que a la hora de elaborar los proyectos de obras de urbanización del barrio del Aeropuerto se respete el proceso participativo realizado por la Dirección General de Planificación Estratégica, urbanizando los espacios libres del barrio tal y como se acordó con la vecindad: una gran zona verde en el espacio situado entre las calles Pradoluengo, Fuentenebro, Garganchón y Trespaderne; una plaza en la zona interbloques de la calle Pradoluengo y una zona de uso mixto mercado-aparcamiento en los suelos destinados a vía pública situados al este de la calle Trespaderne, así como que se complete la reurbanización de los espacios públicos existentes.

Un espacio verde en el centro del barrio

El nuevo planeamiento del barrio del Aeropuerto, aprobado en 2017, reservó el solar conocido popularmente como “el barrizal” para la creación de un gran parque, que aunque no restauraría toda la superficie verde perdida a lo largo de los 60 años de vida de la barriada, ocuparía más de 3.000 metros cuadrados.

Los beneficios de una zona verde

Menos ruido y contaminación y más aire fresco

La Organización Mundial de la Salud recomienda un mínimo de 9 metros cuadrados de zonas verdes por habitante.

Un entorno más agradable dará mayor valor a tu vivienda

¿Te imaginas poder ver un paisaje arbolado a través de tu ventana o tener que andar menos de 100 metros para poder sentarte en un lugar tranquilo y silencioso?

Un diseño icónico para dar identidad al barrio

El anteproyecto de urbanización que resultó del proceso participativo incluyó la recuperación simbólica del arroyo de Rejas en forma de un gran banco-fuente.

Un espacio protegido que llegaría para quedarse

Otras zonas ajardinadas podrían desaparecer al tener calificación de vía pública. El Ministerio de Fomento ya planteó eliminar el paseo de la calle Salinas de Rosío en el año 2007 para construir un carril bus, proyecto que la crisis económica paralizó.

Una urbanización diseñada gracias a la participación ciudadana

El anteproyecto de urbanización fue realizado por el personal funcionario de la Dirección General de Planificación Estratégica entre los años 2017 y 2018 tras varios talleres de participación ciudadana realizados en el barrio.

La plaza de Pradoluengo

Una vez eliminados los viejos barracones situados en los interbloques de la calle Pradoluengo se crearía un gran espacio cívico con bancos, zonas ajardinadas, una fuente ornamental y áreas para el ocio y la actividad física. 

Plano de la zona verde propuesta

El parque del arroyo

El insalubre espacio central de la barriada se transformaría en una gran zona verde estructurada en torno a un banco-arroyo que simbolizaría el antiguo recorrido del arroyo de Rejas.

En la mitad del jardín, junto al acceso a la calle Pradoluengo, una pérgola en la que se instalarían paneles fotovoltaicos permitiría generar energía limpia y dar cobijo a las celebraciones vecinales.

El mercado-aparcamiento

Cerca de la parada de autobús de la calle Trespaderne se habilitaría una zona de uso mixto: aparcamiento los días laborables y mercadillo en jornadas festivas.

El impacto negativo de la zona de estacionamiento se mitigaría mediante un frondoso arbolado y una superficie de tierra compactada.

Jardines aterrazados

La vaguada de la calle Garganchón, situada en el límite este del barrio, se reurbanizaría para garantizar la accesibilidad universal, creando un jardín aterrazado en el talud existente y un apantallamiento vegetal que reduciría el impacto visual y sonoro de la A-2.

El agua como elemento conector

De oeste a este, atravesando el barrio, se crearían espacios que incluyesen elementos de agua. Fuentes, láminas de agua o el banco-arroyo de la zona verde central crearían un elemento identitario, recuperando la memoria del extinto arroyo de Rejas que una vez atravesaba la zona.

Anteproyecto de reurbanización

¡Echa un vistazo!

Los resultados de los tres talleres de participación ciudadana quedaron reflejados en varios informes y un documento de anteproyecto de urbanización.